Patricia Barber es una excelente pianista y vocalista, con mucho carácter y capaz de asumir riesgos a la hora de interpretar. Sus álbumes suelen ser muy interesantes porque se atreve a escaparse de lo formalmente correcto, aunque el resultado no siempre será del agrado de todo el público. Tuve la ocasión de verle actuando en